Convencidos que una buena vida, con mayor justicia, respeto de los ecosistemas y dignidad para las grandes mayorías, es posible, las organizaciones sociales nos articulamos de cara al proceso constituyente abierto por los pueblos; hemos trabajado por el Apruebo y la Convención Constitucional, levantando candidaturas desde las organizaciones de base, y ahora, defendiendo el proceso histórico actual, llamamos fuerte y claro a votar por Gabriel Boric a la Presidencia de Chile.

El escenario electoral, tiene a la ultraderecha como una posibilidad para llegar a La Moneda, esto nos obliga con el peso de la memoria a movilizarnos por un gobierno que garantice a la Convención Constitucional proteger el trabajo de las y los convencionales para que Chile tenga, por primera vez, una Constitución escrita de forma democrática y por un órgano paritario. Por la consagración de nuestros derechos, adherimos y nos sumamos a las tareas necesarias para evitar que gobierne el Rechazo.

Lo que se abrió no se acaba con las elecciones presidenciales, vienen tiempos complejos y es necesario llamarnos a imaginar y trabajar formas de articulación que hagan frente a la extrema derecha y nos permitan avanzar en la lucha por nuestros anhelos.

Es por lo anterior que, las diferentes organizaciones socioambientales, por seguridad social y trabajo digno, por la vivienda, feministas, territoriales, migrantes y de organizaciones de naciones originarias, nos llamamos desde nuestra independencia a organizarnos en nuestros gremios, asambleas y cabildos para enfrentar el escenario electoral y proyectar unidad en la acción, poniendo por delante nuestro programa y las demandas que hemos construido con años de lucha y organización, defendiendo la vida digna y los derechos de los pueblos.

¡Arriba Lxs que Luchan!